Los muebles bajos en la cocina

 en Producto

Tu cocina siempre va a tener muebles bajos. ¡Asúmelo!

Por normal general, en toda cocina nos encontramos con estos tres tipos de muebles: Altos, bajos y columna.

Seguro que ya sabes identificar cada uno de ellos, por lo que poco te aportamos si decimos que los muebles bajos son aquellos que sirven como soporte a las zonas de trabajo y que normalmente superan la altura de nuestra cintura. De estos muebles hablamos en este artículo, pues son imprescindibles en toda cocina, ya bien sea por necesidad, comodidad o por organización. Queremos contarte detalles que quizá no conocías, pero sobre todo, darte información de tu interés que te ayude en el caso de que vayas a amueblar tu cocina y necesites tomar las mejores decisiones. ¡Empezamos!

Tipologías de muebles en una cocina: muebles altos, bajos y columnas.

Los muebles bajos, son obligatorios.

¡Así como lo lees! No hay cocina sin muebles bajos por una sencilla razón: porque no hay cocina que no disponga de fregadero o placa para cocinar (vitrocerámica, inducción o fogones), si no, no sería una cocina, ¿verdad?.

En base a nuestra experiencia, diremos que los muebles bajos más comunes son el mueble bajo fregadero, el bajo placa, el bajo puerta y el bajo cajones y/o cacerolas. Hay más tipologías, y sobre todo variantes, pero estos tres concentran las funciones básicas e imprescindibles de toda cocina: almacenar alimentos, vajilla, etc., lavado y cocción.

Detalle de isla de cocina en blanco y encimera en marmol
Detalle de cocina luminosa en forma de U con península

En este artículo, al referirnos a los “mueble bajos”, nos referimos al armazón principalmente, es decir, sin considerar la puerta, pues ésta es un añadido que no altera su configuración y funcionalidad, al contrario, debe mantenerla y en la medida de lo posible, mejorarla.

 

Posibilidades de los muebles bajos

Los muebles bajos tienen infinitas posibilidades debido a que podemos variar muchas de sus características:

  • Color del casco o armazón.
  • Medidas: alto, ancho y fondo.
  • Herraje interior.
  • Estructura (o diseño) interior y exterior

El color del casco es un factor importante por varias razones. Por ejemplo, porque en ellos almacenas la comida, vajilla, pequeño electrodomésticos…, es decir, continuamente estás abriéndolos y mirando en su interior, por lo que si su color es agradable, tu experiencia de uso será satisfactoria y además duradera.

Así, es habitual que como opciones a los colores neutros (blanco y gris), las maderas y colores sólidos estén también disponibles. En Kitchen in te ofrecemos 16 colores para el casco.

Esto anterior puede ser una ventaja, que es poder prescindir de “laterales vistos” añadidos. Esto supone un ahorro en los elementos de la cocina y ganar un poco de espacio también.

Las medidas de los muebles bajos son fundamentales. A mayor rango de modulación, más posibilidades tendrás para conseguir un frente de muebles versátil y funcional. Así, nuestros muebles disponen de estos rangos de medidas (como normal general):

  • Anchura: desde 150 hasta 1200mm
  • Altura: desde 135 a 1080mm
  • Profundidad: 325, 475, 575 (el fondo estándar), 675mm y a medida.

Los herrajes son los elementos que por un lado hacen posible la funcionalidad de la apertura, y por otro, puede que también la de almacenamiento.

Como decíamos, los muebles más habituales son aquellos que incorporan puertas de apertura lateral, frentes de cajón y/o cacerolas, de apertura extraíble y, en menor medida, otros como la apertura vasculante, coplanar, etc.

Aquí te dejamos un enlace al catálogo de muebles de nuestro proveedor Senssia, en los que podrás descubrir más tipologías de muebles según su función en la cocina o según el herraje que lo hace “particular”:

Tipologías de muebles bajos de la fábrica Senssia

La estructura del mueble bajo no siempre es en forma de “caja” formada por dos laterales, base, techo y trasera, a la que se le añade una puerta. También hay en este aspecto ciertas posibilidades que posibilitan otras nuevas tipologías de muebles, como son:

  • Muebles bajo rincón. En forma de ángulo recto, sus variantes pueden ser en “ele” o chaflán. Se emplean para “salvar” los ángulos de la cocina y posibilitar el amueblamiento en las esquinas interiores.
  • Mueble bajo rincón ciego. Su función es similar a la variante anterior, pero con la particularidad de que su diseño no es en ángulo y tienen una parte ciega.
  • Mueble bajo horno/ microondas. Este mueble está diseñado para encastrar un horno o microondas en su interior, y suele incorporar también la placa, así se simplifica la variedad de muebles a emplear en la cocina.
Tipologías de muebles bajo ricón: rincón ciego, rincón ele y rincón chaflán.
Vista mueble bajo rincón con herraje extraíble con parrillas de acero.
Mueble bajo rincón con herraje extraíble.
Vista de mueble bajo placa con horno integrado
Mueble bajo placa con horno integrado.

Ergonomía y uso: unos muebles a tu altura.

Aquí ya entraríamos en aspectos de diseño propiamente dichos, y sobre ello no profundizaremos en este artículo, pues cada cocina es única y hablar sobre cada opción nos obligaría a extendernos demasiado.

En cuanto a cómo se aplican los muebles bajos en el diseño de una cocina, se suelen disponer en frentes, siendo estos continuos o separados. Esta disposición es la que define la distribución general de la cocina:

  • Dos frentes paralelos
  • Dos frentes continuos en forma de “ele”.
  • Tres frentes continuo en forma de “u”.
  • Y también, conjuntos en forma de península (un lado pegado a la pared) o isla (con todos sus lados libres, por los que se puede circular).

Aparte de definir la distribución de la cocina, la altura de los muebles bajos, junto con la del zócalo y la encimera, determina la altura sobre la que estará situado el plano de la encimera, y por tanto, el del fregadero y placa. Se trata de un aspecto fundamental a la hora de diseñar una cocina, pues de ello dependerá buena parte de su comodidad y confort a la hora de cocinar, fregar, etc.

Así, no es recomendable seguir un estándar de altura para el diseño de cocinas. La altura total del frente de muebles bajos (contando el zócalo y espesor de la encimera) debe ir acorde con la altura de las personas que cocinan en casa, y para ello, contar con una modularidad apropiada permitirá adaptar ésta a una familia en la que quien cocina sea bajo, de altura media o alta.

Planificación de altura para el frente de muebles bajos de la cocina.
Planificación de altura para el frente de muebles bajos.

Como puedes apreciar, los muebles bajos son fundamentales en la cocina por la función que cumplen, además de por todas las opciones y posibilidades que ofrecen, y por el papel que juegan a la hora de definir un diseño ergonómico.

En este artículo hemos hecho un resumen de un aspecto del diseño y equipamiento de cocinas que podría dar para mucho más. Esperamos que te haya gustado. Si es así, déjanos tus comentarios más abajo.

¡Hasta un próximo artículo!

El equipo Kitchen In

Gracias por leernos

Y ahora si quieres…

Escribe un comentario

Comparte con un amig@

Suscríbete

Cocinas con 7 Sentidos

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de nuestra Web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues navegando por la Web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dándonos tu consentimiento para esto.

Cerrar